Hoy


En mi punto debil veo una realidad obvia pero dura,
el equilibrio existe y es mas duro cuando el lado bueno es hermozo.
Tapo mis oidos y no estoy despertando,
quiero estar en mi cama con mis mantas protectoras, mi filtro de vidrio,
junto a mis amigos sin vida, y el colorido pasado que no existio.
Me hundo con felicidad, aunque no quiera irme.

2 Response to Hoy

  1. Anónimo says:

    Y golpeada por la luz de las estrellas,
    como un ciego que extiende,
    al caminar, las manos en la sombra,
    toda yo, amado mío,
    todo mi corazón, sin mengua, entero,
    anhelante y pleno, se reclina
    hacia ti, como el arbol
    en la savia se apoya, que le nutre,
    y le enflora y verdea.
    Todo mi corazon de niña huerfana,
    inútil sin tu amor, sin ti vacio,
    en la noche te busca,
    le siento que te busca, como un ciego,
    que extiende al caminar las manos llenas
    de ternura, ansiando encontrar tu abrazo denuevo....

  2. Quiero mantas protectoras.

    Es inevitable y llega a ser saludable.

    Ya lo miro con candor para que no dañe, aunque sé que si me distraigo daña.

    (Me siento rara hablando con respecto a algo tan íntimo como si supiera exactamente todo del todo)

Publicar un comentario